viernes, 28 de diciembre de 2012

Hem ljuva hem

Quería hacer un post cuando cumplimos la primera semana viviendo aquí . Quería decir que me sentía muy extraña y que la casa olía raro. Además que odiaba la estufa y me daba miedo bajar al sótano al cuarto de lavado para meter algunas cargas en la lavadora.
Pero no tenía conectada aún la computadora y escribir desde el teléfono es muy laborioso. Ahora ya han pasado tres semanas y cada día me voy enamorando mas de este lugar.
Poco a poco hemos estado haciendo nuestra la casita. Creo que ya no huele como antes ;) y ya le perdí el miedo al sótano.
Aunque falta mucho tiempo y dinero para dejarla como queremos, por ejemplo, hay cosas que me gustaría cambiar ya, como el piso de la cocina; que es de plástico y color amarillo mostaza jajaja terrible. O la estufa, o las puertas o... pero si mantengo la cabeza fría, me doy cuenta que en realidad no tenemos prisa con eso, y para mí es más importante ir a México para la próxima Navidad que estrenar un piso.

En cambio mis energías se van en enfocarme en lo lindo del lugar, como que me encanta la vista del amanecer que aparece por la ventana del futuro cuarto de Erik, y la de la puesta de sol que veo tras la casa de mi vecino de enfrente.
AQuí a unos pasos hay un campo despoblado de árboles al lado del bosque donde se pueden ver ciervos y alces. Cuando se dejan, por que son muy tímidos. Hay un riachuelo al lado de ésto donde se notan sobre la nieve las huellas de las pisadas de varios animales que fueron a beber un poco de agua.
La gente pasa frente a mi ventana a toda velocidad empujando sus trineos, otras mas lentamente montando a caballo o en las motos de nieve.
Eso es imposible de ver en la ciudad. Cada día me siento mas pueblerina :)
Erik ha tomado muy bien la mudanza. La doctora nos había dicho que ese tipo de cambios causan estrés en los pequeños, y que podía desencadenar un cuadro de eczema, pero la verdad que después de la primera noche, donde estando acostado ya, se sentaba de pronto como preguntándose dónde estaba, no ha dado muestras ni de estrés ni de eczema. Diría yo que al contrario, le gusta correr entre la sala y el cuarto del comedor. Además aprendió a subir las escaleras al tercer día de llegar aquí y no hay poder humano que lo convenza de subir al piso de arriba en brazos, siempre lo ha de hacer el solito.
Y así vamos, poniendo y cambiando lámparas, cambiando muebles de lugar, desinfectando con cloro cada centímetro y tratando de buscarle lugar a lo que sigue dentro de las cajas, que no es poco! No se de donde nos salieron tantísimas chunches.

2 comentarios:

Colombiana dijo...

Oh que bueno! Me alegro que estes feliz y te estés adaptando bien. :)

finjamos dijo...

QUe padre que ya hayan podido estrenar su casa, esten felices, y totalmente satisfechos con la decision!! :) Como bien dices, siempre se necesitan cambios y adaptarla a nuestros gustos, pero sin duda poco a poco podran ir renovandola y dandole su toque personal, simplmente hay que llevarla con calma, no estresarse sino se puede cambiar todo en la "primer semana", ya habra el tiempo, y el $$$ para irlo haciendo poco a poco... y siiii venir a tu tierra debe ser mucho mas importante q un piso nuevo... como dije ya habra un tiempo, y un momento $$$ para todo :)

Sobre el miedo de ir al sotano :O pfff... me trajiste recuerdos a mi mente... a mi, x alguna razon, me paso eso en una casa en la q vivimos... acababa de tener a mi primer pulga ;) y nos mudamos (creo q tenia escasos 2 o 3 meses).... todavia mis hormonas estaban de lo mas alocadas,... y la sensibilidad a flor de piel... total q las primeras semanas me daba MIEDO... por no decir TERROR :S bajar al sotano...yo sabia q no habia nada, q no pasaba nada, pero por alguna razon, me aterraba tener q ir a lavar *yo se, q LOCA!!!!... pero asi me pasaba*... ya con el tiempo fui "venciendo" el miedo, y logre bajar sin problemas... pero mientras duro ese miedo... pfff... la pase mal!!! Cuando le comente el problema al gine... me dijo justamente q esa "locura" era momentanea, y era debido a las hormonas despues del parto.. pero pfff... aun sabiendo la explicacion cientifica, no ayudaba mucho a lidiar con el problema... pero GAD lo supere :) no paso a mayores, y hoy lo recuerdo como una anecdota loca! :P jaja

Me emociona leer tus historias, y me da gusto cada q escribes, te mando un abrazo desde mexico, y ojala se te haga venir pronto :) (ahhh y si vienes, ojala q nosotros sigamos por estos rumbos y nos pudieramos conocer, seria genial :D)

Sara