sábado, 3 de diciembre de 2011

A veces la distancia me frustra, me enoja.
La distancia se come mis "buenas intenciones" qué me queda entonces? un impersonal correo electrónico? una llamada telefónica? Y para qué una llamada cuando las palabras son tan inecesarias? cuando lo único que realmente se anhela son unos brazos bien fuertes alrededor de uno.

Recuerdo ese primer día, la primera noche, las primeras horas las iba contando ; " hace 6 horas que mi papá ya no respira" "hace 10 horas que en el mundo él ya no existe..." recuerdo que me parecía todo tan vacío, sentía melancolía como me solía pasar cuando era una nina los domingos por la tarde. Siempre odié los domingos, me ponían triste, no por que al día siguiente fuera lunes de escuela, era algo más, algo que impregnaba las tardes dominicales; vacío. Creo que solo yo me entiendo.
Las primeras noches lloraba hasta quedarme dormida y por las mananas al despertar, sentía los ojos pesados por la hinchazón, y entre mi aturdimiento por unos segundos creía que en realidad no había muerto, que había sido un sueno, pero tan pronto pensaba eso, me llegaba la verdad, que el dolor era real, que la piedra en la garganta era real, el vacío otra vez.
Nunca había ni he sentido tanto dolor en mi vida.

Sólo pensar que ella está sufriendo eso mismo en éstos momentos y que yo estoy tan lejos. No por que yo pueda hacer mucho, pero podría abrazarla fuerte, hacerle saber que estoy ahí y que sufro con ella como ella sufrió conmigo. Y que de algún modo me vea y que sepa, tal vez inconscientemente; que algún día las cosas se verán diferentes otra vez. Que ya no dolerá tan a carne viva, que a veces una puede vivir sin el vacío, aunque sea por momentos. Que a pesar de que no se quiera, uno vuelve a reír. Algún día, eventualmente.

Y yo aquí, a aproximadamente 10 mil kilómetros de distancia de ella y de todos ellos, los demás. La gente que conocí y amé por 25 anios.

8 comentarios:

Annie dijo...

Yo tengo lo MISMO con los domingos, de toda la vida!!
Ella sabe seguro... Un beso!

**Alma** dijo...

BERE... la distancia es un manto de soledad en algunas ocasiones. Ten por seguro que tú no estas sola, tienes la presencia de tu padre, las palabras de tu madre, las risas de tus hermanos, los momentos hermosos con tu bebé y el amor de tú marido. Ojala que la distancia no sea tu enemiga.

saludines

Alma

Ely dijo...

Bere un abrazo gigante!

TERE G. dijo...

Tranquila, sé por el dolor que has pasado y que pasas en momentos; yo lo pasé con mi madre hace pocos años, y me he sentido identificada en tus palabras, y más sentimientos inexplicables que no se pueden escribir, que si no pasas por ésto, no puedes saber como son.
Y te puedo asegurar, que puedes estar con personas en similar situación para ayudarlas, pero con abrazos no se mitiga el dolor, te conforta en el momento, la persona tiene que buscarse en su interior para poder salir adelante con toda la marabunta de sensaciones, y así encontrar un poco de paz. Espero y deseo que tú y tu familia lleguen a encontrarla...

Betty dijo...

Bere linda, ten por seguro que si ella ha leído este post tan emotivo, habrá sentido tanto cariño y preocupación de tu parte que el abrazo se hizo inminente.
Te mando un abrazote ahora que estás adolorida ♥

PD.- Nunca me han gustado los domingos tampoco!! :)

Mar dijo...

Yo entiendo ese sentimiento. Es agobiante y lo peor que hay que dejar pasar el tiempo para sentirse uno mejor, y mientras tanto lidiar con el día a día.

Animo y muchas fuerzas

Jessica dijo...

ánimo Bere seguro ella sabe que la quieres y que te encantaría estar con ella en estos momentos, solo dile lo que sientes lo que sentiste no importa que lo veas como algo distante por teléfono a veces cree que eso sirve mucho

te mando un abrazo

La Negra dijo...

Bere, las madres son hermosas y ellas saben lo que sentimos a pesar de la distancia, ellas lo entendieron desde que decidimos irnos de su lado, pero saben que siempre estamos al pendiente apesar de la distancia... lo malo es que hay veces que las palabras no salen y eso es lo unico que tenemos en la distancia, por desgracia aun no se pueden mandar abrazos y besos apretados por el internet... a lo mejor alguien hace un app un dia....